Hechos clave:

«En Panamá estamos alertando sobre un potencial riesgo de estafa a través del llamado 7even Utility Token (7UT), incluido en una de las propuestas de ley que se encuentran en debate en la Asamblea Nacional para regular las criptomonedas». Así lo comentó a CriptoNoticias Rodrigo Icaza, director ejecutivo de la Cámara Digital y Blockchain del país centroamericano.

La propuesta de ley para la regulación de bitcoin (BTC) y otras criptomonedas presentada en agosto ante la Asamblea Nacional por la diputada Cenobia Vargas, recomienda el uso, como medio de pago, de 7UT en comercios de Panamá.

Entendemos que la diputada Cenobia Vargas desconoce del tema, pero sabemos que a través de su equipo de asesores hubo un acercamiento por parte de los promotores de este 7even Utility Token y por eso habría decidido incluirlo en su propuesta. Sin embargo, hemos estado investigando y encontramos que los principales promotores de este token son expromotores de OneCoin y de otros esquemas de atracción e inversión, como AirbitClub y otros.

Rodrigo Icaza, director ejecutivo de la Cámara Digital y Blockchain de Panamá.

Onecoin fue una criptomoneda que nunca existió promovida por la hoy desaparecida Ruja Ignatova, mejor conocida como la cripto reina. Desde 2014 el supuesto activo fue usado para convencer a millones de personas con la promesa de que era capaz de competir con Bitcoin e incluso superarla. Con ello, llegó enganchar a inversionistas de 175 países que no pudieron recuperar sus fondos.

La diputada Cenobia Vargas describe en su proyecto de ley las razones por las que considera importante que el token 7UT debe ser regulado y autorizado.

Este token posee la particularidad que ya tiene un ecosistema de usabilidad ya creado (wallet y exchange) que permite la validación de los usuarios a través de KYC (conozca a su cliente), el envío de remesas P2P, sumado a la incorporación de comercios para que puedan recibir pagos con múltiples criptomonedas y tokens y convertir éstas en dinero fíat (USD). Una cantidad importante de personas en la República de Panamá ya poseen este token, por lo cual consideramos que su uso debe ser regulado y autorizado.

Anteproyecto de ley 101 presentado por la diputada Cenobia Vargas.

En todo caso, en su sitio web, el proyecto 7UT se describe como token creado para fomentar el cuidado por el medioambiente. Sin embargo, no queda claro cuál es su valor, ni detalla dónde es aceptado como activo o qué se puede comprar con él.

Tampoco 7UT aparece listado en los principales rastreadores de precios de los criptoactivos como son Coinmarketcap o Coingecko. Mientras que una mirada a través de Etherscan muestra que posee menos de 700 usuarios.

En el apartado «Usabilidad» de sus términos y condiciones, se lee que «el usuario comprometido, dispondrá libremente de sus tokens denominados 7eventoken, los cuales serán intercambiables en las futuras plataformas electrónicas asociadas estratégicamente con el ecosistema Grupo Zeven».

«Pudimos comprobar que estos tokens son vendidos mediante paquetes y programa de referidos», explicó Icaza.

Por otro lado, hace varias semanas, el usuario bogardrangel dejó el siguiente comentario en Instagram: «Hay gente esperando desde hace meses que migren el dinero a HYT y que salga la moneda al mercado…menos promoción y más resultados por favor». Hasta ahora, CriptoNoticias continúa a la espera de una solicitud de comentarios enviada a su correo de contacto.

Un usuario comenta en Instagram que espera que 7UT salga al mercado. Fuente: Instagram.

Aparentemente, los promotores de 7UT han realizado una alianza con los de una aplicación móvil llamada HYT que aún no está disponible para su uso, como comentan varios usuarios en Play store. También el token está vinculado con el supuesto bróker Onefx, cuyos datos no son verificables.

Todas estas red flags que hemos encontrados serán presentadas la próxima semana a la Subcomisión de Comercio y Asuntos Económicos de la Asamblea Nacional, la cual es la encargada de analizar las opiniones y comentarios de las propuestas de ley. Además, creemos que es necesario unificar criterios para la elaboración de un texto único de ley, ya que hasta ahora tenemos dos propuestas en discusión.

Rodrigo Icaza, director ejecutivo de la Cámara Digital y Blockchain de Panamá.

Es prioridad regular bitcoin y otras criptomonedas en Panamá

Que una presunta estafa se cuele entre las propuestas de ley para regular a bitcoin y otras criptomonedas parece una ironía, pero a los ojos de Rodrigo Icaza solo demuestra que es necesario apurar el paso para que los trámites legislativos avancen y surja una ley definitiva.

También es necesario educar más, sobre todo porque «hemos identificado que nuestros fiscales están carentes de conocimiento para levantar procesos de investigación sobre estafas de criptomonedas». Esto porque hay cierta cantidad de denuncias al respecto, pero, judicialmente, aún no hay acciones para atender este tipo de delitos financieros, tal como señaló el ejecutivo.

Al inicio del periodo legislativo cuatro propuestas de ley para la regulación de las criptomonedas se presentaron ante la Asamblea Nacional de Panamá. Sin embargo, en la actualidad solo dos de ellas avanzaron a debate. Mientras que las otras dos propuestas de ley están a la espera de su revisión para avanzar a primera discusión.

Por ahora está en debate la propuesta de la diputada Cenobia Vargas y la del también diputado Gabriel Silva, la cual en el artículo 8 del anteproyecto se contempla el uso de las criptomonedas, específicamente bitcoin (BTC) y ether (ETH), como medio de pago.

Ver noticia original en Criptonoticias